Un comentario hiriente en Facebook puede hacer caer al Gobierno noruego

Escrito por María Fluxá
Publicado el

Si la moción de censura contra la ministra de Justicia Listhaug prospera este lunes en el Storting todo el Ejecutivo dimitirá, han anunciado varios medios citando fuentes cercanas a la primera ministra. La suerte depende del voto de los cristianodemócratas que hoy anuncian su decisión.

El Gobierno conservador de Noruega podría caer este martes si el Storting aprueba la moción de censura presentada contra la ministra de Justicia, Sylvi Listhaug, después de que ésta escribiera en su Facebook que el Partido Laborista privilegia “los derechos de los terroristas” antes que la seguridad nacional.

La primera ministra, Erna Solberg, anunció que de prosperar el voto de no confianza a la ministra del Partido del Progreso todo el Ejecutivo dimitirá, según informaron ayer NRK, TV2 y VG, citando fuentes cercana a la mandataria. Así las cosas, el futuro de la alianza gubernamental conservadora depende del voto de los cristiano demócratas, cuyo comité central decidió este lunes su postura. Su líder, Knut Arild Hareide, dio a entender que podrían apoyar al Ejecutivo si se cambia a Listhaug de cartera, posibilidad que rechaza el Partido del Progreso.

Siempre en el centro de la polémica, pero también tolerada por Solberg y respaldada por el ala más populista de su partido, Listhaug publicó el pasado 9 de marzo una fotografía en su perfil de Facebook de militantes islamistas de Al-Shabab con un texto en el que acusaba a la oposición laborista de considerar “los derechos de los terroristas más importantes que la seguridad de la nación”. Su comentario obedecía a la oposición de los partidos Laborista y Democristiano a su proposición de poder retirar el pasaporte noruego a yihadistas sin necesidad de pasar por los tribunales.

Sin embargo, el Partido Laborista ha sido el blanco del mayor ataque terrorista acaecido en Noruega, cuando en julio de 2011 Breivik asesinó a 69 personas, la mayoría adolescentes de sus juventudes que se congregaban en la isla de Utøya. Coincidiendo el comentario con el día en que se estrenaba en los cines noruegos la primera película sobre masacre, el líder Jonas Gahr Støre manifestó la indignación de su partido por tan desafortunado comentario. “Creo que el uso de esas palabras y esa imagen es degradante. Y se dirige a una formación que ha experimentado lo que es el terrorismo”, afirmó.

Durante seis días Listhaug mantuvo su post y lo retiró, dijo, por no tener los derechos de la imagen. Incluso la primera ministra Solberg que en un primer momento se mantuvo al margen y se negó a criticar a la ministra de Justicia, terminó pidiendo disculpas en nombre del Ejecutivo. “En nombre de mi Gobierno quiero presentar mis disculpas porque la retórica usada por mi gobierno ha herido a la gente”, afirmó Solberg ante la prensa.

Listhaug se disculpó asimismo durante una sesión parlamentaria, diciendo perdón hasta ocho veces en respuestas a un ministro conservador. También reconoció que “no es el caso que el Partido Laborista quiera amenazar la seguridad nacional. Todos los partidos del Parlamento quieren luchar contra el terror. A veces no coincidimos en el método”, afirmó según la NRK.

Pero sus disculpas no ha satisfecho a la oposición de izquierdas que junto con el Partido de Centro aspiran a ganar el voto de no confianza que acabaría con el Gobierno, algo que no ha sucedido en Noruega desde 1963. Como no se permiten las elecciones anticipadas y los próximos comicios no se celebrarán hasta 2021, Solberg tendría que formar un nuevo Gobierno o podría llegarle el turno a Gahr Støre si los cristiano demócratas cambian de bando y le dan su apoyo.

UK betting sites, view full information www.gbetting.co.uk bookamkers